Esta boca es mía

ebem: pensamientos y desvaríos a orillas del Pisuerga

Hasta nunca 2009

Aunque ha habido momentos en que he llegado a pensar que este momento nunca llegaría, por fin se termina este año. Creo que con esta frase hago un resumen suficientemente claro de 2009. En realidad no ha sido un año malo, sería injusto decir eso. Me han pasado cosas estupendas, geniales, increíbles… supongo que en realidad no puedo quejarme. Pero sabéis que lo voy a hacer :-P.

Este ha sido un año raro, duro, difícil. Me han pasado demasiadas cosas que no he sabido controlar. Y yo necesito sentir que controlo las cosas. Si no, me pasa lo que me pasa. Y por eso, aun a pesar de todas esas cosas buenas que he vivido, de todos los que habéis estado ahí cuando me ha hecho falta (y que creo que nunca seré capaz de agradecéroslo suficientemente a algunos)… no veía el día en que terminara de una vez este año.

Pero repito lo mismo de siempre. Los años hay que empezarlos con buen pie. Ser pesimista sirve para poco (y todo para lo que sirve es malo). Así que, una vez más, llegados a este punto intentaré hacer borrón con las cosas negativas y quedarme sólo con las positivas. Que repito, han sido muchas y muy buenas. Me quedo con ciertas personas que he conocido, con los que ya conocía pero me habéis demostrado (aunque no lo dudaba) que sois la hostia y que puedo contar con vosotros y, por supuesto, con todos los momentos que he vivido con unos y otros: esos viajes, esas conversaciones que tanto me han ayudado en ciertos momentos… en fin, que os quiero, copón!

Y nada más, que al final me pongo tonto y uno tiene una imagen de borde insensible que mantener :-P. Os deseo a todos lo mejor para este 2010 que ya llega. Disfrutadlo a tope… y no cambiéis ;-).

jueves 31, diciembre 2009 Posted by | Yo | Deja un comentario